10 cosas en las que los millenials gastan su dinero

Cómo convertirte en el mejor trabajador y conservar tu empleo

Muchas veces nos quejamos de todo lo que tenemos que hacer en nuestra oficina o sitio de trabajo, pero no nos damos cuenta de que tener un empleo es algo que debemos agradecer a diario, pues es nuestro sustento y existen muchas personas que no cuentan con uno y desearían estar en nuestro lugar.

Sea tu empleo soñado o no, tener que ir a trabajar a diario no debe convertirse en un dolor de cabeza. Hoy te diremos algunas claves para hacerlo de buena gana, disfrutarlo y valorarlo. Toma nota de lo siguiente para que te conviertas en un empleado eficiente y conserves tu puesto de trabajo.

 

  • Conviértelo en tu trabajo soñado. Quizá tu empleo no es el que más quisieras tener, pero te ayuda a pagar las cuentas. Si únicamente le ves el lado negativo, solo conseguirás cansarte de él y hacerlo de mala gana. En cambio, si le das la vuelta para que se convierta en algo que te anime mucho, lo disfrutarás más. Llevándolo al mejor de los casos, si entre tus posibilidades está que puedan transferirte a un área en el que te sientas mejor, solicítalo. Si no y te requieren donde estás en este momento, descubre el motivo de tu disgusto y trabaja en volverlo de tu agrado. Muchas veces está en nuestras manos y solo se necesita de un cambio de actitud.
  • Organización. Si mantienes tu puesto en mal estado, no solo se te quitarán las ganas de trabajar, sino que perderás mucho tiempo buscando lo que necesitas, y pasarás apuros si es lo que alguien más necesita. No retrases la jornada; sé eficiente y pon manos a la obra para desechar todo lo que ya no hace falta, archivar lo que sí y buscarle puesto a todo lo demás. Eso también incluye los archivos del ordenador, notarás que es mucho mejor trabajar cuando sabes dónde está todo.
  • Mejora tu currículo. Para ser el mejor no necesitas tener más títulos universitarios, pero sí los necesarios para desempeñar tus funciones. Si puedes complementar con algunos seminarios, mejor, pero no te abras la cabeza pensando que siempre habrá alguien mejor que tú. Eres valioso y necesario; solo piensa que si aprendes un idioma nuevo, lo serás el doble. La idea es pulirte profesionalmente cada vez más y aprender lo más que puedas de todas tus experiencias laborales. En las entrevistas de trabajo le dan mucha importancia a los logros obtenidos en cargos anteriores, así que ¡haz notar tu trabajo!
  • No falles en los puntos más importantes. Aunque seas muy bueno en tu trabajo, los jefes toman en cuenta algunos aspectos que también son importantes para determinar cuál de sus empleados es más eficiente. Llegar tarde, atrasarse con la entrega de tus proyectos o distraerse mucho en horas de trabajo (con Facebook, tu smartphone, etc.) son detalles que pueden afectar tu desempeño. Dale prioridad a tu empleo y asegúrate de llegar e irte a la hora que debes, no acumular trabajo, respetar a tus compañeros y ser colaborador sin caer en la adulación.
  • Pasa de las relaciones en la oficina. Tener un crush laboral puede ser o muy bueno o muy malo. No hay términos medios con esto, mucho más si se trata de una relación con tu jefe. Evita a toda costa llevar tu vida privada a tu entorno laboral y verás cómo se equilibra más tu vida. Esto a veces puede suceder al contrario; si llevas tu trabajo a casa y descuidas a tus familiares por atender tus proyectos, podrías caer en una relación con tu trabajo. Sé consciente y no te exijas el doble. A pesar de que eres necesario, nadie es indispensable y, a menos de que tu carrera dependa de ello y debas hacer el sacrificio durante una temporada, no lo vale.

 

Por último, recuerda que en cualquier aspecto de tu vida, puedes lograr hacer bien lo que desees a través de estos cuatro pilares: orden, disciplina, compromiso y respeto. ¡A brillar!

 

 

Para lo que Necesites

Desde 3.000€

Paga hasta un 50% menos al mes. ¡Rápido y Sencillo!

Gracias por su contácto. Uno de nuestros asesores estará revisando su caso y lo llamará para verificar factibilidad de su financiación.