Préstamos para pensionistas

Desde luego, en Inmofinan se puede conseguir un préstamo en esta situación, si bien la concesión de un préstamo personal entre los pensionistas sigue suscitando recelo y multitud de dudas. No obstante, lo cierto es que es perfectamente posible conseguir la cantidad de dinero que se requiere estando jubilado o siendo pensionista.

No sólo eso: las condiciones para la concesión del préstamo personal solicitado por un  pensionista son las mismas que se exigen para cualquier persona que solicite un préstamo personal a Inmofinan. No obstante, sí que existen ciertos requisitos adicionales que el pensionista deberá cumplir para que el préstamo personal le sea concedido.

¿Qué requisitos tengo que cumplir para que me concedan un préstamo personal en Inmofinan siendo pensionista?

Los requisitos que ha de cumplir para que le sea concedido un préstamo personal por Inmofinan son los mismos que para cualquier otra persona. No obstante, como resulta obvio por la situación de pensionista en que se encuentra el potencial prestatario, no será necesario presentar el contrato de trabajo ni las 3 últimas nóminas. Sin embargo, sí se deberán cumplir ciertos requisitos para obtener la concesión del préstamo personal solicitado. Los requisitos son los siguientes:

  1. 1 Es necesario ser mayor de edad: tienen que presentar el Documento Nacional de Identidad a la hora de solicitar el préstamo personal a Inmofinan.
  2. Es necesario tener una pensión que garantice la solvencia económica que solicita el préstamo personal. Así, es necesario que la pensión del prestatario sea suficiente para que éste pueda hacer frente al pago de los plazos de devolución del préstamo personal.
  3. Es necesario que el cliente tenga una edad que no supere los 75 años en el momento en que se haya de cumplir la liquidación del préstamo personal solicitado.

¿Qué documentos tengo que aportar en el momento de solicitar el préstamo personal?

En el momento de solicitar el préstamo personal es necesario aportar el Documento Nacional de Identidad, para acreditar que somos quienes decimos ser, sino también para acreditar que somos mayores de edad y, lo más importante, que nuestra edad no será mayor de 75 años en el momento de liquidación del préstamo personal solicitado.

Por otro lado, es necesario presentar un justificante de la pensión que se percibe que acredite o justifique que la pensión que se recibe es suficiente para poder hacer frente al pago de los plazos de devolución del préstamo personal. También se podrán acreditar otros ingresos como planes de pensiones o el cobro de otras pensiones.

¿Tengo posibilidades de conseguir un préstamo personal con Inmofinan?

Desde luego que sí. De hecho, si otras entidades bancarias o de crédito te están poniendo trabas para la concesión de un préstamo personal por ser pensionista, Inmofinan es la solución a tus quebraderos de cabeza.

Además, Inmofinan se hace cargo de la gestión de todo el proceso de forma rápida y eficaz.